Total de visualitzacions de pàgina:

Publicidad

dimecres, 25 de gener de 2012

El encantador de perros (César Millán)



Muchos somos los que tenemos una mascota en casa y más concretamente un perro. Pero a pesar de nuestros desvelos y de nuestros esfuerzos, no siempre tratamos al animal adecuadamente.

Cuando tenemos problemas con el perro, lo más habitual es echar la culpa al animal pero la inmensa mayoría de las veces esos cambios experimentados por los canes son culpa nuestra por la educación que les hemos dado y por los hábitos que les hemos hecho coger.

Esto es lo que nos trata de explicar César Millán a lo largo de nueve capítulos y un glosario, que le perro nos ve a nosotros como líder de su manada y que está dispuesto a seguirnos como tal, pero que los problemas vienen cuando no asumimos ese liderazgo adecuadamente y entonces el can intenta asumir ese liderazgo de alguna manera y es cuando vienen los conflictos.

Aspectos como no darle los paseos adecuados, mínimos de dos diarios de treinta minutos de duración, y darle el afecto en el momento que no toca, son factores determinantes a la hota de que estalle un conflicto.

Uno de nuestros defectos es tratar a los perros como si fuesen niños pero en cambio la psicología infantil no es adecuada a los perros, ya que se trata de aplicar en este caso la psicología canina.

El autor compara a los perros que viven en la madre naturaleza con los que viven en las viviendas y los compara mucho con los lobos, su caso más parecido entre los animales salvajes para mostrarnos que la manada en la naturaleza le obligaría a levantarse ante un resbalón y a seguir y a no volver a tener miedo, cosa que no ocurre en el ambiente humano dado que enseguida le daríamos mimos y eso haría que siempre que pase por superficie resbaladiza tuviese miedo y no quisiera pasar por ese lugar.

Aconseja que ante acontecimientos como un resbalón no se les de afecto para ayudarle así a superar sus miedos. Tenemos que convertirnos en líderes firmes y serenos y darle normas desde el primer momento y hacer al animal las correcciones oportunas al momento, ya que los perros viven el momento.

Para tener un perro equilibrado y feliz insiste mucho en las tres claves y siempre seguidas en el orden citado, que hay que mantener y que son ejercicio, disciplina y afecto, siempre en este orden.

Un lider que somos nosotros, siempre tiene que demostrar al perro energía serena y firme y el can una energia serena y sumisa. Con el perro se tiene que caminar al menos una hora diaria.

Se trata de un libro muy útil para los que disponemos de perro y que nos ayuda a mejorar nuestra comunicación y trato con el animal y que aplicando las técnicas que permiten convertirse en el lider de la manada que el perro espera que se sea, no solo acabamos siendo el lider ante el perro, sino también el lider en cualquier otra situación que se nos presente.

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada